El Anarquismo y la Lucha Popular en Río de Janeiro.

La Organización Política Revolucionaria Anarquista.

 

La FAI (Federação Anarquista Insurreição) fue fundada hace un año, en marzo de 2003, realizó su II Congreso en los meses de febrero y marzo de 2004. Este Congreso consolidó y profundizó lo ideológico, teórico, programático y estratégico de la organización, marcando un avance en relación a lo que existía desde el inicio del proyecto de Construcción Anarquista Brasilera (1996). Este avance se manifiesta en los documentos del II Congreso, que serán publicados a partir de mayo de 2004.

El Bakuninismo es la base teórica de política popular y revolucionaria de nuestra organización, conforme a lo entendido y deliberado por el II Congreso. Esta base teórica contiene un análisis crítico (fundamentada en una concepción materialista y dialética) de la sociedad capitalista y de las teorías liberales, indicando el camino práctico a seguir durante la lucha política. Sin partir de esta base teórica es imposible desempeñar una actuación política revolucionaria y anarquista, verdadera y eficaz. Podemos decir que el anarquismo en cuanto ideología revolucionaria y proletaria es sinónimo de Bakuninismo, base sobre la cual se erige, inclusive y consecuentemente, la unidad teórica y la unidad táctica de la organización.

El II Congreso realizó también una lectura crítica de la historia del anarquismo, y definió que la organización reivindica el Grupo Anarquista Comunista de Gulai Polé, el Grupo Dielo Trouda, la Agrupación Los Amigos de Durruti (oposición surgida durante la Guerra Civil Española dentro de FAI y la CNT), y a FAU histórica (Federación Anarquista Uruguaya) fundada en 1956, como experiencias dignas, de carácter revolucionario y proletario del anarquismo.

Este procedimiento crítico en relación a la historia del anarquismo es necesario y fundamental para separar el anarquismo de distorsiones revisionistas o de capitulacionismo pequeño-burgués. Es así que nuestra acción de hoy procura evitar tanto la ineficacia obrerista, que no da respuesta adecuada a todas las exigencias de lucha revolucionaria, cuanto no a degeneración reformista y/o liberal que sólo conduce a la conciliación de clases y/o a cualquier esfuerzo de dar al anarquismo una expresión de masas. Por otro lado evita también la confusión ideológica y la transigencia política con estas dos líneas que puede llevar (como ya llevó) a impasses, a inmovilismo y a la derrota de la causa de la revolución.

Así las definiciones Teóricas e Ideológicas, del II Congreso establece su Programa para la Revolución Social Brasilera, que busca dar una solución concreta para el problema del Poder (que comprende la economía y la política) y para los grandes problemas nacionales. Este Programa tiene una propuesta de organización política socialista y revolucionaria para sustituir el Estado burgués (o Socialismo de Consejos) y 36 medidas programáticas para atacar las grandes cuestiones/problemas del Brasil.

Debido a todas esas reformulaciones de cuño teórico programático, el II Congreso resolvió que sería más adecuado cambiar la denominación de la organización, pasar de FAI para Unión Popular Anarquista para marcar la vinculación a Plataforma Organizacional (texto del grupo Dielo Trouda) y sus bases, y marcar el carácter popular de política revolucionaria de la unión anarquista.

El II Congreso formuló también una estrategia de largo plazo y de medio y cuarto plazo, que prevé la participación activa en la lucha de masas.

 

La Lucha Ideológica y la Lucha Teórica.

 

En el año 2003, la organización encaró sistemáticamente una propaganda y agitación anarquista (la lucha ideológica).

Fueron producidos a lo largo de los meses de julio-diciembre seis ediciones del boletín Causa do Povo, que circulara en organizaciones comunitarias, sindicatos, trabajadores y escuelas y universidades. Organizamos también, mensualmente, el CDA (Círculo de Debates Anarquistas), un ciclo público de palestras, en que se discute temas de historia del socialismo, la coyuntura y en la que la organización presenta la propaganda de sus propuestas. La CDA, con cinco debates, reunió un promedio de 25 personas por sesión, siendo realizadas en las ciudades de Río de Janeiro y Niterói.

La Revista Ruptura servirá a partir de ahora como instrumento privilegiado de divulgación de lucha teórica.

Existen dos números de la Revista ya prontos para ser lanzados este año. El Número 6, será publicado en el mes de mayo, contando con la colaboración de la  Federação Anarquista Gaúcha (Rio Grande do Sul) y el Grupo Anarquista: Luta Libertária (São Paulo). Ruptura, de ahora en adelante, será una importante herramienta de difusión y aplicación del bakuninismo.

 

El Frente de Masas.

 

La União Popular Anarquista desde el año 2003, tomó parte en diversas luchas populares, a través de Ação Direta Estudantil (ADE) y del Comité de Resistencia Popular. Durante el año, los militantes de la Organización pertenecientes a estas organizaciones populares, tomaron parte y vanguardizaron varias luchas reivindicativas, tales como: lucha por asistencia estudiantil en las universidades y escuelas, por manutención, por gratuidad del transporte para los estudiantes. Participaron en la lucha por trabajo y vivienda, desde el Comitê de Resistência Popular (que organiza moradores pobres de la ciudad de Río de Janeiro), realizamos una ocupación de un predio para solucionar el problema de 15 familias. La lucha sindical se inició con la creación del periódico “Autonomia e Luta”, que es un instrumento de movilización de los trabajadores y operarios.

Nuestra estrategia en sentido estricto prevé para este año la extensión de la lucha ideológica a la Región Metropolitana de Río de Janeiro, como encare para el enraizamiento local de la Organización y su brazo de masas, los barrios pobres y fabelas, escuelas de la periferia y fábricas, avizorando un medio plazo para su extensión regional y nacional.

De esta forma, la Unión Anarquista, con poco más de un año de constitución, va cumpliendo su papel en cuanto organización política revolucionaria, desenvolviendo un trabajo político de masas. Sabemos que ahora nos encontramos en los primeros pasos de una larga caminata en que nuestras fuerzas son aún pequeñas. Sabemos también que nuestro proyecto apenas comienza a ganar vida, y que tiene al frente un largo período de desenvolvimiento. Más la caminata larga fue iniciada; y munidos de una orientación correcta a través de una estrategia adecuada y un trabajo paciente, combinado con las organizaciones anarquistas, con firmeza, con certeza tendrá sus frutos avanzando hacia la Revolución Social.

 

União Popular Anarquista.

 


-- Descargar artículo como PDF --